Las nuevas directrices de MiFID II se someten a consulta pública por la ESMA

La Autoridad Europea de Valores y Mercados (ESMA) ha realizado una consulta pública sobre determinados aspectos de los requisitos de la función de cumplimiento en el marco de la Directiva de MiFID II, según explican en finReg360 en el artículo recogido por Funds Society.

Estas nuevas reglas pretenden aclarar cuáles son los requisitos de la función de cumplimiento derivados de MiFID II para, de este modo, impulsar una mejora en su aplicación. Estas nuevas directrices sustituyen a las exigencias de MiFID I y, a continuación, os mostramos cuáles han sido las principales novedades extraídas.

En primer lugar, se hace hincapié en que las entidades deberán revisar rigurosamente y de manera habitual su mapa de riesgos. También, se establece una obligación de supervisión donde se realizarán entrevistas a los clientes de la entidad para mejorar las actividades de control. No menos importante serán las obligaciones que deberán tener en relación a la transparencia de la información, donde se deberá incluir de manera detallada las nuevas obligaciones de gobernanza de productos, informar al consejo de administración de la efectividad de las políticas y procedimientos, además de comunicar los resultados obtenidos de las medidas que se han adoptado.

Por otro lado, se atribuirá una obligación de asesoramiento, participación y asistencia en la elaboración y revisión de procedimientos y ciertas políticas, como es el caso de la política de remuneración y de la gobernanza de productos. Un factor clave posible a implementar sería la creación de un equipo cualificado y especializado de manera exclusiva al cumplimiento de la normativa MiFID II, siempre mostrando altos estándares éticos y de integridad personal.

Todas las nuevas directrices mencionadas están dirigidas a las autoridades y a todas aquellas entidades que prestan servicios de inversión y, por tanto, están sujetas a MiFID II. Según cita en el artículo Funds Society, “se preverá que la ESMA publicará las directrices definitivas durante el segundo trimestre de 2020”.